HUMEDADES EN INVIERNO Y VERANO

 

En invierno o en verano, las humedades siempre pueden atacar a nuestro hogar o a nuestro negocio, afectando con ello nuestra salud y la de las personas con las que compartimos espacio.

Una pregunta muy habitual que nos hacen nuestros clientes es, ¿cuándo hay más humedad, en invierno o en verano?

En Humetek llevamos más de 13 años solucionando todo tipo de problemas de humedades y conocemos bien cómo afecta cada una de estas dos estaciones a la humedad en casas y establecimientos.

Primeramente, debemos tener en cuenta que el clima influye notablemente en el grado de afectación de la humedad, aunque son igual de importantes la ubicación geográfica de la vivienda, su orientación (norte/sur), el grosor de sus muros, su distribución interna, entre otros muchos factores.

No obstante, si nos centramos en una zona del interior peninsular, como puede ser Madrid, podemos sacar conclusiones sobre si hay más humedad en invierno o en verano.

¿Qué niveles de humedad relativa son ideales en cada estación en Madrid Central?

Es sabido por todos que en primavera y verano las viviendas permanecen más tiempo ventiladas, se concentran menos los vapores y no es necesario terminar de secar la ropa dentro de ninguna estancia, por lo que el aire natural de la casa está en continuo movimiento y reciclaje, no es una época en la que habitualmente existan humedades, especialmente por condensación.

Sin embargo, el otoño y el invierno constituyen tiempos de mayor uso interno de la vivienda, menos ventilación, más generación de calor (calefacción), incremento del vapor (planchado, secado, etc.), entre otros factores; lo que acrecienta la aparición de humedad.

Como se indica en el gráfico anterior, una humedad relativa (“Relación entre la cantidad de vapor de agua que tiene una masa de aire y la máxima que podría tener”), no debe ser nunca superior al 60%, ya que es el momento en el que empiezan a parecer las temidas manchas de moho y los hongos poco saludables. Su propagación es rápida una vez que da señales de floración.

 

Igualmente, mantenernos en un espacio por debajo del 30% de humedad relativa, asegura el crecimiento de bacterias que equivalentemente, son poco beneficiosas para nuestra salud.

 

Si has sufrido una humedad en invierno y en verano has empleado un remedio casero para solventarla y ves que no vuelve a aparecer hasta el siguiente invierno, NO TE ENGAÑES, has arreglado temporalmente el problema, pero no la causa.

 

En Humetek contamos con profesionales cualificados para todo tipo de humedades. Lo más importante es hacer un buen diagnóstico DE RAIZ, para poder darle la mejor solución lo antes posible.

 

¡Solicite ya su visita y diagnóstico gratuitos!

 

Categorías Blog

Deja un comentario

CONTACTA CON NOSOTROS Y TE REALIZAREMOS UN DIAGNÓSTICO GRATUITO

certificado iso 9001
Llama Gratis
error: Contenido Protegido !!